Redención 4: Nueva área de la Comunidad-Luz

Redención 4: Nueva área de la Comunidad-Luz

1La Comunidad-Luz Fraternidad de Aurora está desarrollando desde el año 2007, en los campos de Uruguay, un espacio en el cual se busca experimentar nuevos patrones de conducta evolutiva.

En este año, 2021, ya se encuentran manifestadas 3 áreas en el departamento de Paysandú, en donde se aprende a vivir en unidad, fraternidad y hermandad con todos los Reinos de la Naturaleza, a través del servicio abnegado, orante y por un bien común.

2Durante el mes de enero de 2019, la Jerarquía Divina entregó al vidente Fray Elías del Sagrado Corazón de Jesús una serie de mensajes, claros y precisos, para continuar con la manifestación del Plan Divino sobre el suelo uruguayo. Entre estos pedidos, se encuentra la adquisición de un área nueva, denominada Redención 4, que tendrá como finalidad ser un espacio comunitario para los que busquen la vida del espíritu mediante el servicio altruista, voluntario y solidario, bajo nuevos patrones de conducta. También será un área para la convivencia y cuidado de los Reinos Animal, Vegetal y el recibimiento de los peregrinos de pasaje.

3Luego de una búsqueda exhaustiva de un campo apropiado para esta finalidad en los alrededores de la Comunidad-Luz, un miembro de la Red-Luz de Uruguay donó un terreno de 42 hectáreas sobre el camino de Tierras Coloradas, cerca de las áreas denominadas Redención 2 y Redención 3. Aunque se trata de una zona que se dedicó a la plantación de eucaliptus para su posterior tala, lo cual deterioraba el suelo, el campo, en su mayor parte, se encuentra preservado de la intervención humana. Circundado por árboles, se extiende hasta un arroyo protegido por el monte. Se trata de un terreno bien llano, apto para amplias construcciones y plantaciones, que posee varias extensiones de bosques y árboles aislados.

4Es importante hacer mención que el pedido fue realizado por la Jerarquía, que nos muestra parte del Plan de Dios: Un área destinada al servicio abnegado, al servicio de ese Plan. Serán 42 hectáreas dedicadas a la manifestación del Plan de Dios”, expresa Mauricio Guidetti, miembro del consejo coordinador de la Comunidad-Luz.

Tan pronto como el terreno estuvo apto para comenzar a trabajar, los miembros de la Comunidad-Luz se pusieron manos a la obra, limpiaron el campo y construyeron una estructura especial, llamada “tubo” o “manga”, que facilita el cuidado y tratamiento de los animales de gran porte, entre los cuales se tienen 5 caballos y 2 vacas rescatados y atendidos en la Comunidad. 5

Actualmente, se están arreglando los caminos internos para hacerlos más transitables y se han organizado trabajos grupales voluntarios o “mutirones”, en donde todos los integrantes de la Comunidad ayudan en la preparación de las bases para que el pedido pueda ser manifestado.

Los próximos pasos serán la construcción de un refugio para proteger a los animales de los climas extremos de la región y la colocación de una tranquera con columnas de ladrillo, igual a las de las otras áreas, en la entrada del campo. También serán colocados unos container que se transformarán en vivienda para los residentes que cuidarán del lugar. Además, se construirá un galpón grande que servirá de depósito para todos los materiales de la obra y la comida de los animales.

6Será un lugar en el que se respetará la vida animal, vegetal y mineral, en donde las familias vivirán de forma fraterna y los hombres vivirán sin ganancias, con intereses solidarios, de ayuda mutua y de servicio al planeta” expresa Mauricio, vislumbrando ya el destino indicado por la Divinidad. Poco a poco, la isla de salvación ha comenzado a consolidar sus bases bajo un bien común, gracias a la adhesión de todos los colaboradores que, con el corazón, aportan su granito de arena para que el Plan de Dios se cumpla sobre la Tierra.